Huobi y EMCD, nos recuerdan de mala forma, los peligros de la centralización de la minería

La minería de Bitcoin sin duda es un trabajo computacional y humano bastante arduo. Miles de máquinas funcionando las 24 horas del día, 7 días a la semana, 365 días al año, para que Bitcoin sea una red segura y siempre activa. A eso se le suma, el esfuerzo de hombres y mujeres por mantener toda esa infraestructura activa, lo que ciertamente nos da una idea del inmenso trabajo que significa. 

También sabemos que la minería de Bitcoin es llevada a cabo en su mayoría en China, que los mayores pools están allí reunidos, y que eso preocupa a muchos en la comunidad por el riesgo de centralización que eso significa. No es para menos, ya que la centralización de poder es la cosa más preocupante para la comunidad cripto, basta que un pool tenga el 51% del poder de minería de Bitcoin para hacer lo que quiera, desde hacer una denegación de servicio masiva, hasta reescribir el historial de la blockchain. Sí, reescribir el historial de una tecnología que se supone es “imposible” de reescribir, aunque eso tiene matices, para quienes conocen cómo funciona blockchain. 

De allí que se siga muy de cerca el crecimiento de los pools de minería, cuanto poder acumulan, donde están ubicados, cuál es su impacto real en el ecosistema. Se les hace un seguimiento continúo esperando que no abusen del poder que tienen, y que de esa manera todos podamos estar tranquilos. Sin embargo, con las recompensas de Bitcoin cayendo, su precio aumentando (y con miras a aumentar más), muchos pools ven la necesidad de aumentar su poder antes que otros le quiten otra ración más de la torta.

Sigue leyendo: ¿Bitcoin es una pérdida de energía? Pros y contras de la minería de Bitcoin

La mayoría de los pools han aumentado su poder de minería en los últimos meses, algunos abriendo nuevos centros de minería, y otros, comprando pools más pequeños para unir su poder al suyo. En todo caso, no hay nada de malo, es sana competencia, excepto cuando activas un pool que actúa como tu brazo minero, manteniendo la careta de ser un pool distinto. Eso es centralización de poder y disfrazar la realidad del poder minero de un grupo determinado. 

Este es el caso que apunta al pool minero de Huobi y el pool minero de EMCD, dos pools que de ninguna forma pudieran relacionarse, a excepción que ambos pools envían la coinbase de sus bloques minados a una misma dirección, la dirección de Bitcoin, 18Zcyxqna6h7Z7bRjhKvGpr8HSfieQWXqj

Una dirección para Huobi y EMCD

La dirección Bitcoin 18Zcyxqna6h7Z7bRjhKvGpr8HSfieQWXqj, tiene en la actualidad la nada despreciable cantidad de 488 BTC, nada mal para un grupo minero

https://lh5.googleusercontent.com/au1Yy6HoUcVN-niYQrK3rIvhPXQh25EROAQ3Il6of998R3X9_twBJVutIQqXEVvPyVf-UOSMpNpbyZAhxbl2V5oRhhd_CyWl-j74ZQVTr1upZm_nyal4vAOvLjxDOBhRbQ9lap3C

Lo raro es que esta dirección claramente reconocida como de Huobi, no solo es usada por Huobi, sino también por el grupo minero EMCD, quienes recientemente volvieron activar sus máquinas, y han enviado todo lo que minan a dicha dirección. 

https://lh3.googleusercontent.com/iEgschDwoOUYrfahko1RYA4ZYiauKGROEA9GlW2S866_e18UATAqcjiE_LetHC7QY9kxRWFeVj1spfRVbIIFIsttyHNgaCCT6O-3NTHzt60vSHSY-7hyRg8EBOK0gmHaIl-rsxIx

El grupo minero EMCD, es un pool que está ubicado en Rusia, y cuenta con un importante poder computacional a su disposición, con un total de 1,42 EH/s disponibles al momento de esta publicación. Eso lo coloca en el puesto número trece de la lista de los mineros de Bitcoin más poderosos del ecosistema

https://lh4.googleusercontent.com/Bbm2uYJhxUSt81o0YNugtf3JMC9nBlM2OKJBxHxFINr-HoplkON9YuLzAiM99AOERHSmxUVy3Mh8bxkslLu2-SFIeuEy0R8Y_LP7Cuz4gpiN3lkOm0aR7uaTocruJiqoL8axZo0u

Nada mal considerando que este minero comenzó su vida en mayo de 2019, y que desde entonces ha minado 250 bloques en total. Esto si bien parece muy poco teniendo en cuenta que Bitcoin ya tiene más de 660 mil bloques, es bastante importante, porque lo ha hecho en momentos en lo que la dificultad de Bitcoin es muy alta, en comparación con los primeros años de la minería ASIC de esta criptomoneda. 

https://lh4.googleusercontent.com/nfEtrKO6leuh7tYcNC9jwb_KQB5Yz_UIATzbDwxsvJcSgxIbfo40AcIq4oOZQNWdv5JlUXW02J9K9OITuNR4yBRAixw3c3k70RYKLxGK3Cd1VYt6QesCrkjtWlXuh-LoZh8g0Ued

Un pool para quien pague más

Sin embargo, la historia de EMCD es un poco más complicada. El primer bloque que salió de los mineros de este pool fue el bloque 577335, minado el 23 de mayo de 2019, a las 02:31 am. 

https://lh3.googleusercontent.com/P80hvfTWtM5lrRgyuVygi1-MeM5RYKZMY3P0FQrSrqRHNw6E9_VIH_eTEn8fM_GD3kQ7ffl9CM_mLxXLWhDByP2DEJJ6sxoBAEXhAiryU3ddsKgdODxL08AmCol2DYcFAaGrxVe2

Hasta acá, todo bien. Pero si revisamos la coinbase (la transacción especial que se usa para reclamar la recompensa del bloque) veremos algo muy curioso. La transacción en cuestión puede ser accedida por el TXID  d19be41c8163f08c5f8e75f67cb9e47d75f2d24ce74cf3590792d78e40d6eec6

https://lh4.googleusercontent.com/d_xFuZCDi8H4cyK3PGCPSgKZ7VlPnW2tlaT_eu_v4qkE884hnBTvhY-1Evn1teIT1M2VmZepc0PYftR_WmINaa3Clubs_HR1iF-7LaHjSKYMjqvrtjkTCyLaZRFM5Fp7Ek43vcz3

Allí podemos ver que la recompensa es dirigida a la dirección 1KFHE7w8BhaENAswwryaoccDb6qcT6DbYY, la cual pertenece realmente a uno de los grandes pools minero del ecosistema, Discus Fish, también conocido como F2POOL

https://lh6.googleusercontent.com/IVWYhOrwpQadO73-Y4um50bBVITHgZ9-WSw5Q48OW43Jgi3JSvtU7-4YWr7evtCpYD04d8esqS4-oTXzegLESDSh3Ub0UYemkumSix0DluJS-9-CYHz8xk2oGi0_NV7PJABuV95L

De hecho, esta dirección en cuestión aún sigue siendo uno de los bastiones de retención de recompensas de este pool hasta nuestros días, con un total de 509 BTC en su poder al momento de escribir estas palabras. Esto significa, que cada bloque que EMCD en sus primeros días terminó realmente en las manos del grupo minero F2POOL, aumentando sus arcas de bitcoins. 

La relación de minería de EMCD y F2POOL continuo exactamente por un año, siendo el bloque #631495, el cual fue minado el 24 de mayo del año 2020, y cuya coinbase terminó en la dirección 1KFHE7w8BhaENAswwryaoccDb6qcT6DbYY, con el TXID 469a1381909c33ee24c6352e5a5457ebee73ae6e4ab37878c170e04277cebce7.

https://lh6.googleusercontent.com/Av3OcqggPiKyE1WcyCqT0ZcoXsbME548P3i92pN9LsTd0ZBy56BWMRC6T-ISJENMrJTURk3w-KjAsvcdpvaxpY8vrmWNGmFSXlK5Fz2Y9ObcivT1bBgFa41Tv668GuvyjiRPPcBJ

En ese punto, el pool EMCD quedó en silencio, su minería se detuvo hasta el día 13 de noviembre de 2020. Ese día el bloque 656729, fue minado por EMCD, pero lo que más llama la atención es que su coinbase está dirigida a al dirección 18Zcyxqna6h7Z7bRjhKvGpr8HSfieQWXqj, de Huobi. De hecho, desde ese momento hasta la actualidad, cada coinbase reclamada por este pool EMCD ha ido directamente a Huobi, aumentando sus tenencias en Bitcoin. 

Por lo demás, EMCD parace ser un zombie. Sus redes sociales no se actualizan desde abril de 2020. Sus productos Asic Care y sus firmware personalizados para ASIC, también parecen sufrir el mismo mal. En todos los sentidos, EMCD parece más bien una empresa fantasma que está allí para que otros puedan usarla como un comodín si la necesitan. Un comodín que seguramente cuesta bastante dinero. 

Los peligros de la centralización del poder de minería

Cualquiera puede pensar que lo que F2POOL, HUOBI y EMCD han hecho no tiene nada de malo, no se hace nada ilegal, y no representa un “problema real” para los usuarios. En este punto vale hacerse la siguiente interrogante:

Si esto ha pasado desapercibido para todos hasta que en Cointelegraph en Español hemos recibido la denuncia, ¿Qué otras cosas pueden estar pasando que no nos enteramos?

Adicional a esto, Huobi últimamente ha tenido una “racha” de bloques minados vacíos que llama la atención, en especial en momento donde las comisiones de la red llegan a su punto más bajo, lo que nos lleva a hacernos la pregunta si este pool de minería tiene esta costumbre para impulsar el costo de las comisiones. De hecho, de los últimos 20 bloques vacíos dentro de Bitcoin, Huobi tiene 4 de ellos, y si contamos el de EMCD, serían 5 en total. Eso deja en manos de Huobi un 25% de los bloques minados vacíos en casi un mes de trabajo. Eso es mucho, en especial si tenemos en cuenta que el poder combinado de Huobi y EMCD es bastante pequeño comparándolos con el resto de pools mineros. 

https://lh4.googleusercontent.com/A3Zx0PnWysCl8gIdMLykB-BEXxI-E8lqY3d3gktO6dsQ3-EBw0pOvPExmp_cZxyj4tpsa7Lr58KvX8vXR18iTEaUmz_a_d3jgy5z1YDSqMLhSCa-JKbPT13Fj_vNzc-l49b2jW-w

Recordemos que la mempool está recibiendo constantemente transacciones, y si las confirmaciones de las mismas se retrasan por un bloque vacío que no tomó ninguna de ellas, la mempool se irá llenando de nuevas transacciones y eso impulsará hacia arriba el precio de las comisiones en general. Así el siguiente bloque tendrá mayores oportunidades de captar transacciones con comisiones más altas y al final una más jugosa ganancia para el pool por minar un bloque válido.

Con la configuración que Huobi está usando ahora de tener un pool minero propio (Huobi Pool), y otro bajo otro nombre (EMCD, en este caso) sus probabilidades de ganar el próximo bloque aumentan, ligeramente, sí, pero aumentan en definitiva. La práctica al final puede darles mejores ganancias, no solo a su pool principal, sino a su pool de respaldo. Cuantizar eso es bastante complejo, pero no sería imposible pensar que la estrategia le puede resultar beneficiosa, porque de otro modo ¿Para que usar un “pool externo” como EMCD para minar para ellos? Si lo compraron ¿Porque no informar a la comunidad, y sumar su poder minero bajo un mismo pool? 

Agradecimientos a Mariano Silva, director de criptotecnologías de la Asociación Chilena de Criptotecnologías, por dar la notificación inicial sobre lo sucedido en la Blockchain de Bitcoin con los bloques vacíos.

Sigue leyendo:

Deja un comentario

Connect with





Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *