Bitcoin cumple 12 años: desde el Bloque Génesis hasta su adopción por parte de Wall Street

Satoshi Nakamoto, el desconocido creador de Bitcoin, lanzó la primera red de clientes en este día hace 12 años, dando inicio oficialmente a lo que es quizás la mayor revolución monetaria del siglo XXI. 

Seis días antes, el 3 de enero de 2009, Satoshi minó el Bloque Génesis, conocido como #0, codificándolo en el software. A diferencia de los bloques subsiguientes de la cadena, la recompensa en forma de monedas del Bloque Génesis no puede gastarse, ya que solo las “monedas” minadas públicamente pueden ser transferidas. Así que el primer bloque, o #1, fue minado el 9 de enero, dando un verdadero comienzo a la red tal y como se conoce hoy en día.

En ese momento, Satoshi anunció la noticia a la lista de correo de criptografía con un enlace de descarga a Bitcoin 0.1.0 en la plataforma de base de datos de software libre Sourceforge.

Bitcoin 0.1.0 solo era compatible con el sistema operativo Windows. La primera versión cliente con soporte para Linux no llegó hasta diciembre de 2009 con el lanzamiento de Bitcoin 0.2.0.

1,309 BTC

Menos de una semana antes de liberar el primer software cliente, Satoshi minó el Bloque Génesis, iniciando la red. Hal Finney recibió la primera transacción con BTC el 12 de enero de 2009.

En ese momento, los primeros adoptadores ya estaban abiertos a la posibilidad de crear valor monetario a partir del poder de cómputo. Según Finney: “La posibilidad de generar monedas hoy en día con unos pocos centavos de tiempo de computación puede ser una buena apuesta“.

El programador y criptógrafo entusiasta predijo que Bitcoin podría alcanzar el estatus de moneda de reserva mundial y llegar a los 10 millones de dólares por moneda. Satoshi estuvo de acuerdo con las expectativas optimistas de Finney, añadiendo que: “Podría tener sentido conseguir algo en caso de que se ponga de moda”.

Sin embargo, fue en octubre de 2009 que Bitcoin (BTC) recibió su primera valoración oficial. En ese momento, el New Liberty Standard, uno de los primeros exchanges de BTC, creó un precio de referencia para Bitcoin, fijando en 1,309 BTC a 1 dólar.

Pizza, WikiLeaks y la salida de Satoshi

Los primeros mineros se pusieron al día con Bitcoin, mientras la red estaba todavía en su infancia. Algunos incluso crearon faucets o grifos de Bitcoin que ayudan a promover una mayor penetración de BTC.

En mayo de 2010, Laszlo Hanyecz cimentó su lugar para siempre en el folclore de Bitcoin, pagando 10,000 BTC por una pizza en lo que se considera la primera transacción con Bitcoin en el “mundo real”.

WikiLeaks, aislado de las fuentes de financiación, se volvió hacia Bitcoin y algunos de los primeros adoptadores animaron a Julian Assange a considerar la adopción de BTC. Satoshi amonestó a Assange contra el curso de accion, argumentando que una asociacion con WikiLeaks podria traer problemas innecesarios al proyecto incipiente.

De hecho, la peticion de Satoshi a Assange fue una de las ultimas piezas de correspondencia digital del creador de Bitcoin antes de salir de la escena por completo.

Silk Road y la expansion de la minería

Para 2011, Bitcoin parecía estar evolucionando de ser un asunto estrictamente cibernético a ser el reino de los anarquistas y los defensores del libre mercado. Silk Road (la Ruta de la Seda), el extinto mercado de la darknet, hizo su aparición con BTC como un popular método de pago para el tráfico ilegal de drogas y otras sustancias prohibidas.

Por el lado del mercado, Bitcoin logra el hito del precio de un dólar cuando la atención comienza a extenderse a la comunidad tecnológica en general. A mediados de 2011, Bitcoin estaba a $30, pero un robo de 25,000 BTC de la cuenta de slushpool de un usuario causó una gran caída de precios.

La minería de Bitcoin también estaba evolucionando, y los computadores personales ya no podían proporcionar suficiente potencia de hash para asegurar la red expandida. Las unidades de procesamiento gráfico y las matrices de puertas programables en campo ahora proporcionaban capacidades de minería de Bitcoin más eficientes.

Mt. Gox, adopción de tecnología y nativos de las criptomonedas

En 2010, el fundador de Stellar, Jed McCaleb, estableció el exchange de Bitcoin Mt. Gox. Avanzando rápidamente hasta 2013, la plataforma manejó más del 70% del trading mundial de BTC. Mt. Gox parecía demasiado grande para fallar, pero lo hizo, de hecho, cuando los hackers robaron alrededor de 850,000 BTC entre 2011 y 2014. La noticia de los robos causó otra gran caída del precio de Bitcoin.

Mientras tanto, la adopción de la tecnología iba en aumento, lo que llevó a la aparición de productos como los dispositivos de almacenamiento de BTC por parte de personas como Elliptic. El gigante exchange de criptomoneda estadounidense Coinbase también entró en escena, recaudando 25 millones de dólares en fondos.

En el aspecto regulatorio, el período entre 2013 y 2014 marcó el comienzo de varios gobiernos que se fijaron en Bitcoin. El banco central de China prohibió a los bancos facilitar las transacciones de BTC, mientras que el gobierno de EE.UU. subastó unos 29,000 BTC incautados a los operadores de Silk Road.

En 2015, los principales proyectos de altcoins como Ethereum habían empezado a surgir, ya que los fundadores buscaban crear monedas digitales con características diseñadas para arreglar los defectos percibidos en el protocolo de Bitcoin. La minería también fue un paso más allá con la introducción de circuitos integrados de aplicación específica y el aumento de la minería industrial de Bitcoin.

El fracaso en alcanzar un consenso sobre el límite del tamaño de los bloques hizo que se produjera una división de la cadena en agosto de 2017, lo que llevó a la creación de Bitcoin Cash (BCH). Sin embargo, la verdadera prominencia llegó cuando el precio de Bitcoin creció casi 20 veces desde enero de 2017 hasta mediados de diciembre, casi eclipsando la marca de los 20,000 dólares.

Los macrofondos de cobertura, las corporaciones y el resto de la manada institucional

La subida de Bitcoin al nivel de precios de 20,000 dólares en 2017 fue seguida inmediatamente por una caída sustancial y prolongada que alcanzó un fondo de 3,800 dólares a principios de 2018. El mercado bajista duró el resto del año, con varios adeptos defendiendo la adopción institucional como el siguiente paso en la evolución de Bitcoin.

A pesar de que Bitcoin se encontraba en medio de un mercado bajista, sus fundamentos continuaron mejorando. A mediados de 2019, la tasa de hash de la red había superado los 70 exahashes por segundo, más de 10 veces el número de granos de arena del planeta. Los derivados de Bitcoin también despegaron, introduciendo mercados como el de los contratos de futuros y opciones, y las principales empresas como Fidelity anunciaron planes para soluciones de custodia de Bitcoin.

En 2020, Bitcoin parecía haberse convertido en el favorito de los inversores institucionales, con los fondos de cobertura y las empresas persiguiendo la exposición directa a BTC. Algunas empresas que cotizan en bolsa incluso han añadido Bitcoin a sus balances, manteniendo la criptomoneda mejor clasificada por capitalización de mercado como un activo de reserva del tesoro en medio de las recurrentes políticas de desvalorización de la moneda en las principales economías.

Bitcoin superó la marca de los 20,000 dólares a finales de 2020 pero no se detuvo ahí. Los sucesivos informes de las principales empresas que compraron BTC vieron cómo el precio entraba en otro avance de trayectoria parabólica, a pesar de caer un 50% en el primer trimestre de 2020 durante la venta inicial de activos por el COVID-19.

¿Qué es lo próximo para Bitcoin?

Es solo el principio del año 2021, pero Bitcoin ya ha alcanzado más de 42,000 dólares, dos veces más que el número mágico de 2017. En los 12 años desde que Satoshi lanzó el primer cliente de Bitcoin, la red y el propio ecosistema han evolucionado desde el simple uso en el ámbito de los cypherpunks hasta ganar la atención de Wall Street.

En ese tiempo, los jugadores, los vendedores de narcóticos, los ciudadanos de los estados fallidos, los “empresarios tecnológicos”, los fondos de cobertura, las LLC y los inversionistas cotidianos han acudido en masa a la criptomoneda más popular del mundo. Tal vez, la adopción por parte del gobierno es lo siguiente en la agenda, y Bitcoin podría convertirse en una moneda de reserva de una gran potencia mundial. ¿Estaría Satoshi satisfecho con tal resultado?

No dejes de leer:

Deja un comentario

Connect with





Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *